Aquel niño tan mal educado que saludó al entrar en la farmacia.

Hoy estaba en una farmacia acompañado por otros hombres adultos. Todos nosotros estábamos mirando nuestros teléfonos, dejando que nuestras cabezas rumiasen y se estrujasen buscando una de tantas marañas a las que nos tiene acostumbrados. Andábamos ahí, todos juntos compartiendo la misma espera y todos con la misma sensación del “qué hacer cuando uno espera”.

En ese momento, entra un niño de unos 5 años por la puerta de la farmacia y nos saluda gritando “¡HOLA A TODOS!”. Muchos se quedaron callados, como molestos, y otros nos sorprendimos y sonreímos de vuelta al niño, devolviéndole el saludo.

Me quedé pensando y me dije: “Qué bien… Qué mal educado que está este niño. Aún no le ha tocado el sistema; aún no ha aprendido a contenerse, a estar serio, a poner el interés de una invisible diplomacia por encima de la sensación de amor que surge cuando uno entra en un sitio por primera vez. ¡Qué suerte!”.

Aún no has ido a la escuela-fabrica-ojeras. Aún no te han dicho que eso no se debe hacer, aún no te han dicho que eso está mal. Aún no has aprendido a posponerte ni a retirarte de la vibrante sensación que nace en tu corazón.

¡Qué hermoso niño mal educado! – Qué hermoso verte puro aún…

¡Ah! ¿Eres Músico? ¿Y de qué trabajas? (Parte 1)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mi carrito
Cerca Lista de deseos
Cerca visto recientemente
Comparar productos (0 Productos)
Comparar producto
Comparar producto
Comparar producto
Comparar producto
Categorías
× ¿Cómo puedo ayudarte?